Reunión en Nuñomoral con el Mosaico

Este viernes 9 de Junio, se ha realizado una reunión explicativa sobre el proyecto Mosaico en la localidad hurdana de Nuñomoral. En la biblioteca del pueblo, entre libros, en un ambiente relajado y que refleja el carácter amable de esta comarca, se habló mucho del pasado, del presente y del futuro de los ocho poblados o alquerías, como tradicionalmente se les conoce, que configuran este municipio en el interior de las montañas de las Hurdes.

El proyecto Mosaico, les era familiar, en el sentido que para las gentes de campo, abandono, despoblación e incendios son consecutivos y van juntos, como señalaron en la charla cuando se recordaron los últimos incendios. Ellos viven año a año, el proceso de abandono de los pueblos y el crecimiento de combustible en el monte, por eso la idea del Mosaico de hacer protagonista en la prevención de incendios las labores de campo, les pareció lógico y además esperanzador. En este sentido el alcalde Juan Carlos Sendín señaló “que hemos pasado de un descontrol en la gestión de los montes a una normativa tan intervencionista que  nos impide prosperar en los pueblos”. En la reunión, de una manera espontánea salió una lista de más de 35 vecinos, de las distintas alquerías, que estarían dispuestos a construir mosaicos, a transformar tierras de los montes públicos, en espacios para frutales y cortafuegos productivos. Esta operación se podría acuerdar con la administración, para permutar fincas privadas alejadas de las poblaciones, por lugares estratégicos, cerca del pueblo, que pertenezcan al Estado. Las fórmulas pueden ser otras, pero la idea general es la de poder acceder a terrenos públicos con buenos suelos y ubicados en zonas de interés para la prevención de  incendios, según la metodología del mosaico. Esta permuta o concesión, tendría el doble efecto de propiciar un paisaje más resistente a los incendios y ayudar a fijar población; al dar a los vecinos y posibles nuevos residentes, medios para generar una economía.

Es interesante resaltar, que una idea tan simple y efectiva, generase tanta esperanza entre unos vecinos, que observan con cierta desazón, como sus pueblos están agonizando. La reunión terminó con una hoja escrita a bolígrafo con los nombres y los motes de posibles candidatos. El alcalde la dobló y la guardó y se comprometió a preparar una ficha para que cada candidato la rellene y con todas juntas presentarse a la administración. Esta iniciativa se parece a otras en otros pueblos, por lo que el Mosaico las está compilando para presentar un plan conjunto a la administración. Una última observación: Por cada pueblo que está visitando el proyecto Mosaico, se percibe un compromiso de los vecinos con su territorio y ganas de retornar a las labores productivas campesinas, en este sentido algo importante está cambiando y es bueno que se planifique y facilite este retorno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *