El carácter novedoso de este proyecto, que por primera vez trata de abordar la problemática de los incendios de una forma integradora y participativa, hace que numerosos agentes y territorios estén interesados en seguir sus progresos. Una adecuada difusión es también clave para que la red de agentes públicos y privados decididamente implicados crezca con el tiempo.